BRECKENRIDGE


Pueblo construído en los orígenes de la fiebre del oro, conservando en algunas construciones detalles de aquella epoca, otorgandole un típico carácter "Wild West / Salvaje Oeste".


El pueblo tiene una elevada altitud, situandose en los 2.900 m., sumado al gran registro de precipitaciones anuales, garantiza la presencia y calidad de la nieve.

Cerca de la carretera de acceso al pueblo, se encuentran los diferentes parkings, desde los que salen remontes que nos llevan a pistas, facilitando tambien el acceso para todos los que hayan elegido Beckenridge como opción de alojamiento.


En su primera visita, esta estación me soprendió gratamente, siendo para mi la mejor opción junto con Vail ya que ofrece una variedad de terreno, otorgando cada zona unas caracteristícas particulares. De hecho en su publicidad han dividido la estación en varias zonas bajo denominadas con un número y la palabra Peak.

Peak 6, ha sido creado este año, siendo una de las mayores expansiones de la estación. Esta pensado para usuarios de nivel intermedio al tener mayoritariamente pistas azules, si bien no hay que despreciar las bajadas catalogadas como negras en el extremo derecho.

Peak 7, es la zona más familiar, lleno de pistas faciles entre arboles, siendo un lugar perfecto para resguardarse en días de mal viento, factor a tener en cuenta ya que la gran altura que tiene esta estación facilita la exposición al mismo.

Peak 8, parte central de la estación, cuenta con el edificio de servicios y un muy cuidado snowpark, las pistas pueden acumular más usuarios en momentos puntuales.

Peak 9, un paraíso para la gente que comienza, siendo ideal al ser todo pistas verdes entre árboles.

Peak 10, mi zona favorita ya que presenta un terreno avanzado con una multitud de posibilidades, al ser una zona de acceso más limitado por la dificultad de alguna pista permite que encontremos una mayor calidad de nieve en los diferentes itinerarios que discurren en el bosque.

En la zona alta encontramos un terreno único superando los 3.900 m. reservado para los usuarios mas intrepidos, destacando una pequeña trepada que nos lleva a los 3.951 m., ofreciendo unas palas de nieve virgen. Esta zona hay que tener precaución con los efectos del viento debido a su altitud.



Un detalle a destacar de estas estaciones es el servicio de voluntarios que se dedican a informar y orientar a los usuarios

La T-Bar que nos lleva a la zona alta de la estación.



Puertas de acceso a las zonas abiertas controladas

Trepada a la zona más alta para buscar palas nuevas


Desde lo alto el viento hace acto de presencia, se observan las estaciones vecinas

Zona con algunas cornisas y una calidad excepcional

En estas zonas es frecuente encontrarse bañeras, pero con esta calidad de nieve se hace de forma divertida

Indicaciones en todo momento, utilizando colores diferentes para identificar remontes y zonas

Falta la bandera de España, seguro que con el tiempo irá creciendo la presencia de nuestros aficionados


Antes de entrar en una pista con obstaculos son indicados

En ocasiones no sabes si son pistas, itinerarios o fuera de pistas


Cuando la nieve se va encontramos un pequeño arroyo bajo nuestros pies


Zona izquierda de la estacion.

Alojamiento al estilo francés

Restaurante con un ambientación típica

Pistas faciles que discurren por el bosque

Aunque no haya nevado en días recientes, es posible encontrar la nieve polvó saliendo de pistas entre árboles


Estos descensos señalados, no son más que fuera de pistas donde se trata de controlar el riego de aludes y vigilados por personal de la estación

Ambientación de uno de los remontes

Parkings amplios situados en la carretera general donde se coge el remonte

Ambientación de los edificios cerca de la Main Street



Continúa a Vail

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.